Compartir
odio los lunes
Imagen de Llegas Pacheco http://llegaspacheco.myshopify.com/

El día más fatídico de la semana llega puntual. Son pocas las personas que dicen que su día favorito es el lunes. Si tu también eres del club de los que odian los lunes, este artículo es para ti.

Es tan generalizado el odio a los lunes que incluso se ve como una fobia conocida como Deuterofobia.

Se termina el fin de semana y es hora de “volver a la realidad“. Juntas, correos electrónicos, el tráfico y una larga lista de pendientes que hacer en la semana se empiezan a acumular.

¿Te suena familiar? ¿Te sientes triste, desanimado, cansado? Si piensas que te vamos a pasar una receta infalible para sobrevivir al lunes, estás en un error.

Iniciar la semana con “el pie derecho” solo está en ti y solo tu puedes hacer que el lunes sea maravilloso o siga siendo una pesadilla.

Independientemente de tu ocupación, hay cosas que todos podemos hacer para poner de nuestra parte y ser felices cada día.

1. No te quejes y actúa. Intenta ser más proactivo en lunes y asume la responsabilidad de tu trabajo o de tu ocupación. A veces perdemos más tiempo en quejarnos de nuestros problemas que en actuar. ¡Invierte bien tu tiempo!

2. Ponte metas y mide. Establece tareas concretas para este día (y para el resto de la semana si puedes). No se trata de acabar todo en un solo día, administra tus actividades y repártelas en tu agenda de la semana.

3. “Tengo que trabajar”. Te tenemos una noticia: no TIENES que trabajar. El simple hecho de ver el trabajo como una obligación hará que tu cerebro se empiece a estresar desde el minuto cero del lunes. Intenta cambiar este pensamiento por ver el trabajo como una oportunidad de hacer lo que quieres. Recuerda que la manera de ver tu trabajo es lo que determina casi sin que te des cuenta de ello, cómo piensas, cómo te sientes y cómo actúas en él. Y claro, dependiendo de cómo piensas, sientes y actúas en tu trabajo te puede ser más fácil o más difícil ser feliz con él.

4. El reto de la semana. Busca un nuevo reto, sobretodo si te sientes atorado en el trabajo o eres de los que se aburren pronto. Esto subirá el nivel de dificultad de tus tareas y podrá verse reflejado en tu creatividad. Las situaciones de reto hacen que te tengas que concentrar, usar más tus habilidades y eso genera un sentimiento positivo.

5. ¿Para qué eres bueno? Usa tus competencias y habilidades y haz aquellas cosas que mejor te salen y que te traerán resultados más rápidos. Identifica las actividades que después de hacerlas hacen que te sientas feliz o lleno de energía.

Algunos datos de acuerdo al European Journal of Epidemiology:

En lunes, la gente empieza a sonreír alrededor de las 11:00 am.
Los lunes sólo se logran hacer entre tres y cinco horas de trabajo productivo.
En lunes, existe un 50% de posibilidades de llegar tarde al trabajo.
Los lunes ocurren la mayor cantidad de infartos.
Es el día en el que se piden más justificantes médicos para no ir a trabajar.

Y nunca están de más los consejos básicos para arrancar el lunes: intenta dormirte temprano la noche previa, desayuna algo rico para arrancar con todo, ejercítate para generar esas endorfinas -que tanto necesitas en lunes-, apapáchate y trátate bien.

Y para la próxima vez:

  • Inicia en domingo. ¡Si! Muchas veces el éxito del lunes se debe a una programación previa, o sea, tomarte unos minutos el domingo para organizarte y establecer prioridades en la semana.
  • Al que madruga…¡es en serio! Empezar temprano la semana ayudará a que tu cuerpo se tome con calma las cosas y evites estar corriendo.

Por último, te compartimos una playlist para que sobrevivas este lunes:

https://spinditty.com/playlists/Top-10-Monday-morning-songs-to-boost-your-mood

 

Comentarios