trabajar con baby boomers y generación X

Uno de los grandes retos a los que se enfrentan las empresas en la actualidad es lograr que diferentes generaciones convivan en la oficina y obtengan buenos resultados. El primer paso para conseguirlo es comprender que cada colaborador posee cualidades propias de su generación cuyas competencias y conocimientos los hacen únicos dentro de la dinámica laboral. Para lograr una eficiente integración, es necesario diseñar una estrategia de capital humano que considere los diferentes puntos de vista, métodos de trabajo e intereses que pueden existir dentro de la organización.

Si estás por iniciar un nuevo empleo, ten en cuenta que formarás parte de un equipo multidisciplinario donde encontrarás personas con diferentes puntos de vista y formas de trabajo que no se adapten a ti. Para que logres incorporarte con éxito a tu trabajo es fundamental que mejores tus habilidades de comunicación así como tu capacidad para trabajar en equipo, esto te permitirá establecer una buena relación con tus superiores y compañeros. Cuando se trata de diferentes generaciones un punto clave es identificar similitudes que mejoren el trabajo colaborativo. A continuación, te damos algunas recomendaciones que te ayudarán a mejorar tu relación con tus jefes.

  • Sé eficiente. Mostrar interés por el trabajo y participar en los proyectos de la empresa demuestra el compromiso que tienes con tu trabajo.
  • Desarrolla empatía. Comprende qué competencias buscan y trata de desarrollarlas.
  • Sé flexible. Respeta los diferentes estilos de trabajo, evitando juicios de valor que puedan afectar la dinámica laboral.   

Comprender las similitudes es fundamental para conseguir una integración efectiva, tener una buena relación con tus superiores y con tus compañeros supone una serie de ventajas, entre las cuales destacan:

  • Reduce el estrés. Cuando mantienes una buena relación con tu jefe contribuyes a un ambiente de trabajo agradable que disminuye el estrés y propicia el desarrollo de la creatividad.
  • Mejora la comunicación. Para muchos profesionistas mantener una buena comunicación con sus superiores es una gran motivación, saber que espera de ti, conocer sus prioridades y objetivos facilita la dinámica de trabajo.
  • Impulsa tu desarrollo profesional. La retroalimentación que recibes por parte de tu jefe y compañeros contribuye a tu aprendizaje. Estar expuesto a diferentes puntos de vista te ayuda a ampliar tu visión de negocios.  

Hay que reconocer la diversidad de las generaciones como una ventaja para la organización, cuando se respetan las diferentes perspectivas de cada grupo se genera mayor sinergia, lo que facilita la integración de equipos de alto rendimiento.

Por último, es importante considerar que el estilo de liderazgo de cada generación es diferente, este liderazgo debe modificarse para ajustarse a los requerimientos y perspectivas de cada generación para lograr un balance efectivo.  

 

Comentarios