finanzas personales

Administrar adecuadamente el dinero es una práctica difícil para la mayoría de los jóvenes profesionistas. Gastar todo los primeros días del mes, y estar esperando con ansias el próximo día de pago es algo por lo que todos hemos pasado, pero no es un hábito saludable para tus finanzas, ni para tu salud. Por eso, lo recomendable es organizar y planificar tus gastos desde el inicio. Nuestros amigos de Dada Room nos comparten algunas recomendaciones para manejar adecuadamente tu presupuesto mensual.

Separa en grupos el dinero que necesitas para cada cosa. En cuanto te depositen, haz una lista de los gastos mensuales, y el dinero que debes destinar para ello. Si tienes el dinero en efectivo, una práctica útil es separarlo y guardarlo en sobres: un sobre para la renta, un sobre para la despensa, un sobre para salir con los amigos, otro para los pasajes, etcétera. Si eres de los que acostumbra a tener todo en la tarjeta, y manejar efectivo lo menor posible, puedes hacer las cuentas en una libreta o en tu celular; algunas aplicaciones de bancos cuentan con funciones para separar el dinero.

Establece prioridades. Está claro que es más importante pagar la renta y la luz, que salir de fiesta todo el fin de semana. Si administras adecuadamente tu presupuesto, tendrás que sacrificar algunas salidas, pero no todas. Cubrir las deudas pendientes es algo primordial, pues entre más dejes pasar el tiempo, mayores serán los intereses.

Evita abusar de la tarjeta de crédito. Aunque es más que obvio, lo recomendable es no gastar más de lo que ganas. La tarjeta de crédito puede ser de mucha ayuda, pero también puede ser una trampa. Si no la utilizas adecuadamente, a la larga puede traerte problemas. Utilízala en casos de emergencia, e intenta que los intereses no excedan el presupuesto que puedes destinar mensualmente para pagarlos.

Reflexiona sobre tus gastos. Imaginemos una situación muy común; es fin de mes, cuentas apenas con el dinero suficiente para tus pasajes, pero ves algo en la tienda que te gusta muchísimo. ¿Qué haces? Solamente tú decides qué es lo mejor para tus finanzas, pero toma un tiempo para pensarlo y reflexionarlo.

Con estos sencillos tips te aseguramos que tus finanzas personales estarán en buena salud y podrás acabar el mes hasta con ahorros.

Comentarios