Compartir
cómo saber si estoy listo para emprender
Fuente de la imagen: Shutterstock www.shutterstock.com

La satisfacción de sacar adelante algún proyecto personal y triunfar como emprendedor es una idea ambiciosa, y sin duda alguna, es una opción retadora que puede estar llena de riesgos. ¿Cómo saber si estás listo para convertirte en un emprendedor? Mientras más lo pienses es probable que estés más cerca de iniciar el camino del emprendimiento.

Te compartimos 5 maneras de saber si estás listo para convertirte en un emprendedor

  1. No encajas.

Tener un trabajo y ganar dinero es sinónimo de felicidad. Pero ¿tu no te sientes identificado con esta frase? Para ti la idea de trabajar en el mismo lugar, con la misma gente y bajo el mismo esquema por los siguientes años te parece aterradora. Entonces ser un Godínez y tener un trabajo probablemente no sea para ti. No se trata sólo de que “no encajas”, sino también de que ya “no quieres encajar” y hacer el trabajo para alguien más. Esta es una manera muy clara de saber que estás listo para emprender y trabajar para ti mismo.

  1. Piensas diferente.

En tu caso, “pensar diferente” significa que dentro de tu cabeza siempre estás ideando la manera de resolver problemas. Para ti la idea de hacer las cosas de una manera distinta viene espontáneamente. Te cuesta trabajo entender cómo la mayoría de las personas prefieren no explorar y seguir haciendo las cosas rutinariamente. Eres de los que hace “lluvia de ideas” o brainstorming todo el tiempo y estás interesado en la innovación. Si piensas diferente, entonces probablemente este sea un dato más para saber que ya puedes emprender.

  1. Siempre estás buscando un cambio.

En la oficina eres el típico que se la pasa dando nuevas ideas a su jefe. Siempre sabes que hay una mejor manera de hacer las cosas y no descansarás hasta probarlo. En tu casa estás acostumbrado a que te cataloguen como el “loco” de la familia y escuchas frases como “si no está roto no lo arregles”. Y es que tú siempre ¡quieres hacerlo mejor! Si siempre estás buscando un cambio entonces tal vez ha llegado la hora de convertirte en un emprendedor.

  1. Amas la libertad.

Tienes un jefe. Y tu jefe también tiene un jefe. Y arriba de ellos probablemente haya un presidente, un director general o un CEO. El punto es que tu no eres ESA persona en la posición superior del organigrama. Ha llegado el momento en el que quieres tomar decisiones y estás cansado de que alguien más te autorice y te dé el visto bueno a todo lo que tienes que hacer. Tu pago está sometido a una tabla y cada vez que quieres un aumento es prácticamente imposible que te lo den. Sientes que tu libertad es lo más importante.

  1. Sabes que es posible.

Eres el que ha tratado tres, cuatro o diez cosas diferentes. Haz comprado libros como “Emprender un negocio para dummies, asistes a todos los eventos de emprendimiento y sigues a Richard Branson en Twitter. Además de tener la creencia de que puedes lograr lo que te propones, estás obteniendo el conocimiento. Sabes que es posible obtener tu libertad y convertirte en un empresario.

Hay mil razones para preferir estar en un empleo seguro y “estable”. A menos que tu sepas que tal concepto no existe. Si te identificas con alguno de los puntos que mencionamos entonces podrías estar listo para convertirte en un empresario. ¡Pero si te identificaste con más de dos entonces es un hecho que ya estás listo!

Fuentes:

http://addicted2success.com/

http://www.negociosyemprendimiento.org/2014/07/como-saber-si-soy-emprendedor.html

http://www.masquenegocio.com/2014/11/21/14-consejos-emprendedor/

http://troystoneking.com/



Comentarios