Compartir
estudiar un posgrado

Después de pensarlo por mucho tiempo -y por supuesto de leer este texto– has decidido estudiar un posgrado. Sin embargo, ahora la pregunta que no te deja tranquilo es ¿por dónde empiezo?

Postular a un programa de posgrado es un proceso misterioso para la mayoría de las personas ya que es diferente a cualquier otro de su vida tanto de estudiante como profesional. Hay muchos pasos por avanzar y muchas decisiones que tomar. Pero una de las primeras debe ser qué programa estudiar.

Para esto, necesitas tener claras cuáles son tus motivaciones para estudiar el posgrado y considerar todo lo que te hizo tomar la decisión, incluyendo lo relacionado con tu situación personal y profesional actual. Los expertos recomiendan que nunca tomes esta decisión basándote en lo que “crees que necesitas” sino más bien en lo que realmente quieras enfocar tu vida profesional futura. Esta decisión evidentemente estará influenciada tanto por tu formación profesional, como por tu experiencia laboral, ya que esto te dará una mayor referencia de lo que quieres hacer en el futuro. Si te encuentras entre varias opciones, una de las herramientas que puedes utilizar para hacer una comparación entre programas es este comparador de posgrados que tiene la Universidad del Valle de México en su página. En él podrás elegir dos posgrados y comparar sus planes de estudio y objetivos. También te lleva al explorador de habilidades para que tu decisión sea más fácil.

Una vez que tengas decidido cuál posgrado quieres estudiar o bien, tengas varias opciones, es momento de elegir en dónde quieres estudiarlo. Elegir universidad es tan importante como dar el paso de estudiarlo. De hecho, hay quienes aseguran que la elección de la universidad del posgrado es aún más importante que la elección de la universidad en donde estudiaste la carrera. Por supuesto que los rankings de las mejores universidades te servirán para tener un panorama de qué universidades son buenas en qué temas, sin embargo, lo que es mejor para un estudiante tiene mucho que ver con sus objetivos específicos. Las fortalezas y debilidades de cualquier universidad dependerán de las áreas de experiencia de los programas con los que cuenta. Ahora, lo que debes saber es si esta universidad es ideal para ti. Lo que yo te recomiendo es platicar con graduados de esa universidad. Escuchar sus experiencias puede ser de gran ayuda en esta decisión.

Bueno, hasta aquí, ya diste dos pasos importantes, ahora viene otro no menos importante: ¿Cómo pagarás tu posgrado? ¿Puedes afrontar el costo por tu cuenta o lo harás a través de un financiamiento o beca? Si la opción es la segunda, actualmente la oferta es muy amplia. Ya sea que lo estudies fuera del país o en el tuyo, existen muchas opciones tanto por parte de la universidad como por parte de organismos encargados de dar becas como el CONACYT, en México. Averigua también en el país en donde estudiarás tu posgrado pues muchos ofrecen becas para estudiantes extranjeros. Por ejemplo, cuando yo estudié mi posgrado, lo hice con una beca que me otorgó la Comunidad de Madrid y era exclusiva para estudiantes extranjeros. Checa también directamente en las universidades, pues éstas además de tener sus propios planes de financiamiento, tienen mucha información sobre otros préstamos o becas. Además, revisa opciones como la que te ofrece NAFINSA o bien, la banca privada también tiene programas de financiamiento educativo.

Ahora sí, es momento de iniciar con los trámites. No te podré enlistar todos los trámites que necesitas hacer porque varían muchísimo según la universidad a la que vayas, el país o el programa que estudies pero te puedo dar algunas pistas. Por ejemplo, si vas a estudiar en otro idioma, deberás hacer los exámenes para comprobar cuál es tu nivel en ese idioma, además de todo el papeleo migratorio y las traducciones certificadas de tu documentación. Por otro lado, deberás cumplir con los trámites propios de la universidad. Recuerda que esto puede ir desde llenar un formulario de inscripción hasta la homologación de tu título universitario. Si requerirás beca o financiamiento, una vez que estés aceptado en alguna universidad, podrás comenzar con estos trámites. Por último, si vas a mudarte de ciudad, no olvides que dentro de los trámites deberás considerar lo relacionado a tu nueva vivienda.

Si lo tienes decidido, explora, analiza y evalúa las opciones a tu alcance y decídete a dar este gran paso. Estudiar un posgrado te provee la oportunidad de explorar áreas especiales de interés y sobre todo de expandir tus redes profesionales. Si lo estudias fuera de tu país, además, tendrás una experiencia enriquecedora que difícilmente puedas obtener de otro modo.

Comentarios