Compartir
Nuevo en la empresa Nuevo trabajo

Cuando ingresas a una empresa, ya sea tu primera experiencia laboral o no, pones en práctica tus conocimientos, desarrollas tus habilidades y demuestras de lo que eres capaz. Tu ingreso a un nuevo trabajo te da la posibilidad de conocer nuevas personas, compartir experiencias y aprender cosas que serán útiles para tu futuro profesional.

Incorporarse al mercado laboral marca el inicio de tu trayectoria profesional, son muchas las expectativas que se tienen cuando se inicia un nuevo empleo; es común encontrarse con compañeros que no comparten tus intereses ni métodos de trabajo, tener la capacidad de trabajar en equipo y acoplarse es de suma importancia para desempeñar tus funciones de forma eficiente.  Es imprescindible tener una visión clara de lo que deseas lograr en tu nuevo empleo, lo que te ayudará a hacer frente a los retos de esta nueva experiencia.

Cuando comienzas un nuevo empleo es normal cometer algunos errores que son parte del proceso de aprendizaje, conocer los más comunes al inicio de la relación laboral te ayudará a evitarlos y hacer más fácil el proceso de incorporación a la empresa.

A continuación, te mencionamos los errores más comunes:

  • No investigar lo suficiente de la compañía. Tener conocimiento de la empresa para la que vas a trabajar es de gran utilidad, que conozcas la filosofía, cultura y objetivos de la organización, así como los alcances y limitaciones de tu puesto te ayudarán a adaptarte de manera más rápida y natural.

 

  • No preguntar. Al principio no estarás familiarizado con la metodología y procesos que maneja la compañía, por lo que será necesario que te dirijas a un superior que te indique los pasos a seguir para cumplir con una tarea, un error común es evitar hacer preguntas por miedo o timidez.

 

  • No organizar tu tiempo. Es importante respetar tus horarios de trabajo para alcanzar un balance entre tu vida personal y profesional. Establece prioridades y define metas a corto plazo para cumplir con tus responsabilidades dentro de tu horario, así evitarás cargas de trabajo adicionales.

 

  • Mala administración de tus finanzas. Manejar tu dinero con responsabilidad es muy importante, puedes realizar un presupuesto para comparar tus ingresos con tus gastos y evitar complicaciones. Comenzar un nuevo empleo es una oportunidad para ahorrar e invertir en tu patrimonio.

 

  • Forzar la relación con tus compañeros. Construir relaciones positivas con tus compañeros de trabajo es imprescindible para fomentar un ambiente de trabajo colaborativo, sin embargo, un error común cuando se inicia un empleo es intentar caerles bien a todos, para ganarse un lugar dentro del equipo se necesita tiempo.

 

  • Falta de planeación. Es necesario que definas metas a corto, mediano y largo plazo que se ajusten a tu trayectoria dentro de la organización. Tener visión e iniciativa te convertirá en un elemento atractivo para la empresa y con el tiempo tendrás oportunidades de crecimiento dentro de la compañía.

Comenzar un nuevo trabajo es el momento ideal para realizar cambios en tu vida profesional y personal, es importante aprovechar cada una de las experiencias que ofrece iniciar tu nuevo empleo, los errores pueden ser tomados como aprendizajes que te harán crecer y esbozar un futuro profesional muy prometedor.

Comentarios