Compartir

¿Quién no ha querido quedarse a vivir en otra ciudad o en otro país? ¿Te imaginas trabajando fuera de México?

Las vacaciones son esa época del año en la que muchos de nosotros salimos de viaje en búsqueda de climas más cálidos, un poco de descanso y esa relajación que puede traer el estar lejos de casa y de la rutina diaria del trabajo, así como de tener un desarrollo cultural al conocer otros usos y costumbres.. Es también cuando a veces pensamos en cómo sería nuestra vida si tuviéramos que permanecer en el extranjero durante el resto del año.

Trabajar lejos de tu país de residencia es una experiencia sumamente gratificante que podría pasarte por la cabeza. Además, un profesionista con experiencia internacional es más atractivo para contratar ya que seguro domina otro idioma y comprende otra cultura.

Existen varias modalidades para trabajar en el extranjero, desde trabajos temporales que promueve el Gobierno de México, prácticas profesionales en alguna organización multinacional o incluso vacantes de trabajo poco convencionales.

Pero ¡ojo! no se trata solamente de agarrar la maleta e irte a la aventura. Aquí te presentamos algunos consejos para hacerlo.

  • Planear. La única manera de realizar exitosamente un movimiento hacia otro país, hablando de tu carrera profesional, es planeando cuidadosamente todo. Para empezar, si trabajas en una empresa multinacional podrías investigar si hay una oportunidad de que te transfieran a otra oficina en otro país. Si esta no es una opción viable, necesitarás una estrategia de búsqueda de empleo internacional. Si tu sueño es irte a vivir a Dubai y trabajar allá, necesitarás echar mano de todas las herramientas de búsqueda disponibles. Ya sea en línea o tus contactos personales, es recomendable que pienses cómo sacar el máximo provecho para encontrar estas oportunidades. Sitios como Over Seas Jobs pueden resultar de gran ayuda.
  • Realizar una búsqueda concreta. Ok, ya lo tienes claro, te quieres ir a vivir a otro país. Sin embargo, más allá de pensar en que te quieres ir al extranjero, necesitarás pensar exactamente ¿cuál es el trabajo que quieres realizar?. Tener una imagen clara del tipo de trabajo te ayudará a realizar una búsqueda concreta de estas oportunidades y esto evitará que pierdas el tiempo buscando nomás al azar. De la misma forma, el saber qué es lo que quieres hará que tengas una respuesta clara ante la pregunta que seguramente te hará tu posible próximo contratante: ¿por qué quieres trabajar con nosotros? Sería un gran error contestar simplemente “porque quiero vivir en otro país”.
  • Haz la tarea exhaustivamente. Investiga posibles empresas, países y puestos de trabajo y con esta información haz una lista de opciones. Recuerda revisar cuestiones de logística, requisitos particulares de las vacantes, trámites de visa o residencia y cuestiones de idioma. Con esta información descartarás algunas opciones de tu primera lista y te quedarás con una mucho más concreta para empezar a explorar.
  • Hacer un buen CV y carta de presentación. La primera impresión es la que cuenta. Y esta será a través de la lectura de tu CV y de tu carta de presentación (o carta de motivación o motivation letter). En ambos casos necesitarás ser conciso, profesional, pero además necesitarás adecuar tu CV al país de tu elección y a su cultura laboral. Sitios como https://www.livecareer.com/ son una excelente fuente de recursos para pulir estos dos documentos.
  • Dar a conocer tu búsqueda. Como dicen por ahí, no se trata de lo que sabes hacer sino de las personas que conoces. Si nadie se entera de tu búsqueda y nadie está al tanto de tus deseos de irte a trabajar al extranjero, estarás desperdiciando una red impresionante de contactos que te podrían dar ideas e incluso recomendarte. Asegúrate de que todos sepan de tu búsqueda y de cómo quieres darle este giro a tu carrera profesional obteniendo esa oportunidad en el extranjero. Nunca sabes quién puede ayudarte, así que comunícalo.
  • Preparar tu entrevista. Seguramente (si todo avanza bien) serás entrevistado vía Skype, o vía telefónica, algo a lo que probablemente no estás acostumbrado. Así que prepara tu entrevista, practica, grábate si es necesario y vuelve a practicar.

Como toda búsqueda de empleo, necesitarás hacer un seguimiento preciso de todos tus contactos, procesos de aplicación a vacantes, mails, etc.

¿Y si me lanzo a la aventura?

Esta puede ser otra opción para buscar trabajo fuera. Es decir, irte al país de tu elección y hacer la búsqueda de trabajo ahí mismo. Solo toma en cuenta que para realizar esto necesitarás ¡mucha más planeación!. Para empezar necesitas asegurarte que puedes estar viviendo en ese país sin ningún problema económico por lo menos unos 3 meses. Necesitarás llevar contigo todos tus papeles importantes que te podrían pedir en el proceso de reclutamiento.

¡Buena suerte! Si has decidido ir en búsqueda de tu sueño de trabajar en otro país, enfócate al 100% para conseguirlo.

Comentarios