Home Prepárate Posgrado 5 Razones para estudiar ( o no ) un posgrado

5 Razones para estudiar ( o no ) un posgrado

Visto 45,246
0
SHARE
posgrado

Con más y más profesionistas que exploran las oportunidades en torno a si continuar sus estudios después de la universidad, seguramente te ha surgido la pregunta: ¿Para qué estudiar un posgrado?

Un título de posgrado no es un boleto de oro que te permitirá conseguir el trabajo de tus sueños sin importar tus habilidades y tu experiencia; sin embargo, para algunos puestos de trabajo o profesiones, contar con una maestría o un doctorado podría representar una ventaja competitiva.

A continuación te presentamos  5 razones por las cuales deberías considerar estudiar  un posgrado:

1. Si estás llegando al final de tus estudios de licenciatura pero todavía tienes el deseo de seguir aprendiendo para satisfacer tu curiosidad intelectual.

2. Si te decidiste por el campo de la investigación y estudiar un posgrado es una excelente oportunidad para especializarte.

3. Si te mueves en un entorno laboral muy competitivo y un título de maestría o de doctorado te permitirá destacar entre la multitud, además de ser muestra de tu compromiso y dedicación.

4. Si estás empleado en una empresa en la que para acceder a algunas áreas o puestos de trabajo se requiere contar con algún título de posgrado obligatorio

5. Por último, si eres emprendedor o tu profesión requiere de muchos contactos, entonces optar por un postgrado puede ser la mejor forma de relacionarte con profesionales de diversos campos.

Y 5 razones de porque no siempre es buena idea estudiar un posgrado:

1, Si en tu trabajo es más importante el enfoque práctico y le dan prioridad a la  experiencia laboral.

2. Si te decidiste por una carrera técnica o para ejercer tu profesión y cumplir con las necesidades específicas de los empleadores basta con optar por cursos o certificaciones que te ofrece la educación continua.

3. Si tienes ciertas obligaciones personales que hacen prácticamente imposible el tomarte de 2 a 7 años de tu vida para dedicárselos primordialmente al estudio.

4. Si tienes problemas financieros y el posgrado que te interesa es muy costoso o simplemente no tienes la posibilidad de trabajar durante los estudios y no piensas endeudarte más (El costo promedio de un posgrado es 50,000 dólares sin considerar gastos de vivienda y traslado).

5. Por último, si no disfrutas de llevar un ritmo de vida apresurado recuerda que un título de postgrado, especialmente un doctorado, puede ser emocionalmente agotador ya que se requiere de cierta madurez mental para soportar el entorno altamente competitivo.

Sean cuales sean tus motivaciones para estudiar un posgrado, debes tener en mente que un título es sólo una de muchas opciones de desarrollo profesional. Por lo tanto, es importante que antes de emprender tus estudios de posgrado, tengas claro qué es lo que quieres lograr y hacia dónde te diriges.

Comentarios

SHARE
Previous articlePrepárate para el examen de admisión de la UNAM
Next articleAhora sí acabo la tesis
Es licenciada en Economía y en Ciencia Política por el ITAM. Ha sido investigadora del departamento académico de Ciencia Política del ITAM. En 2013, trabajó en Jaipur, India como responsable de la investigación de métricas de impacto social en el Programa de Educación Técnica para los jóvenes en el Sur de Asia: ILEAD. A su regreso se desempeñó como investigadora del área de Capital Humano de CIDAC. Actualmente es consultora en temas de desarrollo de capital humano y transferencia tecnológica para el sector energético en México y es candidata a la Maestría en Administración Pública por la Universidad de Cornell.